İçeriğe geçmek için "Enter"a basın

La abstención de comunes y Bildu salva las cuentas de Cataluña, Navarra y País Vasco | España


El lehendakari, Iñigo Urkullu (a la derecha), y el consejero Pedro Azpiazu, este jueves en Vitoria.
El lehendakari, Iñigo Urkullu (a la derecha), y el consejero Pedro Azpiazu, este jueves en Vitoria.David Aguilar (EFE)

Cataluña, País Vasco y Navarra se sumaron este jueves a las comunidades que van a llegar a final de año con los presupuestos del próximo ejercicio aprobados. El Govern de ERC y Junts superó este jueves la votación de las cuentas de la Generalitat gracias al acuerdo con los Comunes, lo que certifica un punto de inflexión en la política catalana: la mayoría independentista de la investidura ha quedado en el aire por el desmarque de la CUP, que votó en contra. En el País Vasco, el Gobierno consiguió sacar adelante las cuentas con más apoyos de la legislatura: solo once escaños en contra de los 75 de la Cámara. Los 21 de EH Bildu se abstuvieron, igual que hicieron en la votación celebrada también este jueves para aprobar los Presupuestos de Navarra. Solo Andalucía y Castilla y León, las dos comunidades donde se van a celebrar elecciones en 2022, afrontarán el año sin nuevas cuentas.

Los Presupuestos en Cataluña ha certificado el progresivo alejamiento de la CUP respecto a los partidos que conforman el Govern, ERC y Junts. El consejero de Hacienda, Jaume Giró (Junts), emplazó a esa formación a negociar las próximas cuentas para volver al horizonte “del 52%”, en alusión a los votos que alcanzaron las tres formaciones independentistas en las últimas elecciones autonómicas. Giró, con todo, celebró que estos son los primeros Presupuestos aprobados a tiempo en más de una década.

La tónica de la votación ya se había servido hace un mes, cuando el acuerdo entre el Govern y los Comunes desestimó la enmienda a la totalidad de la CUP. Esto dio paso al acuerdo hace una semana entre los mismos partidos para sacar adelante las cuentas. El proyecto, que incluye un gasto de 38.139 millones de euros (un incremento del 17,3% respecto a las de 2020), se ha materializado con los 65 votos a favor de ERC y Junts; los 62 en contra del PSC, Vox, CUP, Ciudadanos y PP y la abstención de los ocho diputados de En Comú Podem.

En el País Vasco, las cuentas salieron adelante con el apoyo de los 41 escaños de PNV y PSE-EE, la abstención de los 21 de EH Bildu y 11 votos en contra de Elkarrekin Podemos-IU, PP+Cs y Grupo Mixto-Vox. El Ejecutivo podrá gastar 13.107 millones de euros (un 6% más que en 2021). Elkarrekin Podemos, que el año pasado pactó las cuentas con el Gobierno vasco, ha reprochado a EH Bildu que, con su abstención, “está amparando los recortes” de los presupuestos de Euskadi.

EH Bildu justificó su abstención en que con sus aportaciones se da mejor respuesta a los problemas de los ciudadanos. “El acuerdo abre puertas que permanecían cerradas a cal y canto hasta el momento”, ha añadido la portavoz de EH Bildu, Nerea Kortajarena.

La abstención de EH Bildu propició también este jueves la aprobación de las cuentas de Navarra. Los Presupuestos presentados por el Gobierno —PSN, Geroa Bai y Podemos— ascienden a 5.273 millones de euros, un 8,2% más que en 2021, el mayor gasto de la historia. La negociación con Bildu estuvo marcada por discrepancias en materia fiscal, que ambas partes se han comprometido a estudiar en una comisión de seguimiento.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.

Suscríbete


Circassia News

İlk yorum yapan siz olun

Bir cevap yazın

E-posta hesabınız yayımlanmayacak.